Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/262933

Masterchef Celebrity 3: el jurado tomó una polémica decisión en la última noche del repechaje

Luego de una exigente prueba en base a cítricos, se definieron los participantes que buscarán regresar al certamen en la gala del domingo

Luego de una exigente semana de repechaje en Masterchef Celebrity 3, cuatro participantes llegaron a la gala del jueves con la soga al cuello. Para la conductora Denise Dumas, el periodista Miguel Tití Fernández, la mediática Charlotte Caniggia y el actor Gastón Soffritti se trataba de su última chance para continuar en el reality de Telefe. Más relajados en el balcón, la instagramer Juariu, la boxeadora Marcela Tigresa Acuña y el ex futbolista Héctor Negro Enrique observaban el andar de sus compañeros.

Para esta ocasión, acaso para distender y aplacar los nervios, todo comenzó con la visita del ex tenista Guillermo Coria. Con los jurados Donato De Santis, Germán Martitegui y Damián Betular lookeados para la ocasión, con una pretendida indumentaria retro de vinchas y muñequeras, el Mago encabezó el primer desafío que consistió en arrojar con sus raquetas pelotas de diferentes colores que los participantes debían encestar con una red.

El elemento central de la prueba fueron los cítricos, y a cada participante le fue asignada su materia prima de acuerdo al color de la mayoría de pelotas que había cosechado. El amarillo correspondía al limón, el rosado al pomelo y naturalmente, el naranja a la naranja. Un poco en manos del azar y otro de sus aptitudes físicas, los participantes afrontaron el compromiso con el ingrediente extra de los nervios, que suele aflorar en los momentos claves.

A pesar de esta serie de dificultades, vale destacar el esmero de cada uno de los participantes, que se brindaron a pleno para lograr el objetivo. Soffritti elaboró un budín de pomelo; Charlotte fue por una crepe Suzette; algo más clásica fue Denise con su matambrito de cerdo con limón mientras que Tití optó por un pollo con croute. No la tenía fácil el jurado, que extendió más de lo habitual las deliberaciones. Había que tomar una decisión, y no era sencilla.

Betular hizo pasar a los cuatro participantes al estrado, quienes buscaban cambiar sus delantales negros por los grises, que significaban automáticamente el pasaje para el domingo. “Los cuatro platos nos dieron felicidad por cómo están ejecutados, por el sabor y por cómo han avanzado todos en esta semana de repechaje”, agregó el pastelero. A su turno, Martitegui también repartió elogios pero se centró en Tití, de quien ponderó además su superación, su energía y sus ganas. Por eso, lo hizo acreedor al delantal gris y el tan ansiado paso al balcón.

“¿Hay algún lugar más?”, preguntó el conductor Santiago del Moro en el momento de mayor tensión de la noche. “No”, respondió Donato. Pero en lugar de contestarle les habló a los cuatro participantes que ocupaban por entonces el balcón. “Titi, movete a tu izquierda. Juariu, vos a tu derecha. Ustedes separensé. No hay un lugar más, porque en en esos espacios vacíos están ustedes. Suban nomas”.

La particular manera que tuvo el chef italiano de anunciar la decisión desconcertó al conductor y a los participantes que no sabían cómo reaccionar. “¿Quiénes, los tres?”, preguntó el conductor. “¿Subimos todos?”, se sorprendió Soffritti. “¡Todos arriba!”, sentenció del Moro, mientras en el piso y en el balcón todo eran abrazos y sonrisas.

“Es un chiste o es un milagro”, conjeturó Charlotte mientras iba presurosa en busca del delantal gris. Un paso más en la batalla, y algo de tranquilidad al menos hasta el domingo donde, en principio, solo uno de ellos seguirá en la competencia para sumarse a Joaquín Levinton, Catherine Fulop, Luisa Albinoni, Tomás Fonzi, Mery del Cerro, Mica Viciconte, Paulo Kablan y Paula Peque Pareto. Eso sí, al menos que el jurado se tenga reservada otra sorpresa.

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Espectáculo