Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/261947

La tremenda pelea entre varios participantes de Bake Off que terminó con una frase de Moria Casán

Gino, Emiliano y Hernán fueron los protagonistas de un picante cruce mientras trataban de cumplir con una difícil prueba técnica en la carpa de pasteleros amateurs

La tensión crece noche tras noche en Bake Off Argentina (Telefe), a medida que la competencia avanza y cada vez quedan menos participantes. La prueba técnica del martes no fue la excepción, y hubo momentos donde el nerviosismo se hizo notar entre los concursantes: Gino, Emiliano y Hernán mantuvieron una acalorada discusión por el uso del abatidor. Aunque todos intentaron replicar un “Lemon Pie Evolution”, una versión vanguardista de la clásica tarta de limón y merengue, ninguno logró el objetivo. Después de la pelea sin filtro, coronaron el cruce con una clásica frase de Moria Casán, en honor a la “lengua karateca” que caracteriza a la ex vedette.

En 1 hora y 45 minutos los participantes trataron de seguir el paso a paso de una novedosa receta de lemon pie, que incluía un “caviar de limón” en el corazón de una esfera de masa. “Es un extraterrestre eso”, bromeó Facundo, por la forma de planeta que imitaba la presentación. La idea de los mismos ingredientes en una versión deconstruida sorprendió a los pasteleros amateurs y trajo varias complicaciones a la hora de comprender las instrucciones. Cuando se acercaba el final del desafío ocurrió el tenso diálogo entre Hernán, conocido como “el arquitecto” por su profesión, y Emiliano.

Minutos antes habían advertido que si no rotulaban con sus nombres las preparaciones era fácil confundirlas y luego no sabrían quién preparó cada cosa. Con esto en mente, Gino fue al abatidor al mismo tiempo que Emiliano, y ambos cambiaron de lugar sus respectivas bandejas. A lo lejos se escuchaba una voz: “¡No lo pongan ahí, sáquenlo”, y luego el participante apodado “El Gaucho” por sus distintas boinas, acotó: “Viene Hernán y me salta a la yugular, ¡mamita! ¡Es bravo el arquitecto!”.

Cabe agregar que esta no fue la primera vez que ambos tuvieron roces, ya que está establecida la rivalidad entre el arquitecto y Gino. “El abatidor es un tema que en todas las consignas es para quilombo”, aseguró Hernán detrás de cámara, sin advertir el clima generalizado de malestar. ”¡Para flaco, calmáte! El abatidor es para todos, lo estaba acomodando, bajá un poquito los humos”, lanzó Emiliano, indignado por la falta de solidaridad dentro de la carpa.

“Decí que está Emi para defenderme, si no se arma una guerra campal acá; bajáme un tonito porque me pongo la boina para atrás y se arma”, reconoció Gino. Con total sinceridad y las palabras de “La One” como inspiración, Emiliano cerró el conflicto con la frase: “El decorado que se ubique”. Con todas las dificultades que enfrentaron, el mejor del día fue Carlos, el maestro de primaria que viene avanzando a paso firme en la competencia, y gracias a su exitosa réplica ganó cinco minutos extra para la prueba de eliminación del domingo. En este sentido, cabe recordar que el último eliminado de Bake Off fue Gianlucca, el joven de 19 años que no consiguió alcanzar las expectativas del jurado el fin de semana pasado: todos debían preparar una torta que los hiciera viajar a México, de al menos 20 centímetros de alto y una decoración con flores hechas con bordados mexicanos. La falta de prolijidad en la decoración y los sabores que no acompañaron su propuesta hicieron que el menor de los participantes quedara afuera de la carpa.

 

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Espectáculo