Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/259963

El cambio de vida de Fabio “La Mole” Moli: se alejó de los medios y ahora trabaja como albañil

A los 51 años, el boxeador cordobés se arrepiente de no haber sido campeón mundial y recuerda su famosa pelea con Vladimir Klitschko.

Fabio “La Mole” Moli se alejó de los flashes. Después de convertirse en una celebridad gracias a haber ganado el concurso Bailando por un Sueño, conducido por Marcelo Tinelli, el cordobés decidió que era hora de volver a sus raíces. Casi como si fuera un viaje al pasado, el exboxeador volvió a trabajar en la construcción, su primer empleo. Y no se arrepiente.

Estoy trabajando de albañil. Antes de ser boxeador trabajaba en la construcción, lo sé hacer, me gusta, estoy con mis hijos y mi yerno, así que vivo feliz”, indicó en una entrevista a FM República de Morteros, en la cual dio detalles sobre su nueva vida.

Después de mucho andar, Moli decidió volver a su ciudad natal. Está viviendo en Villa del Rosario, una pequeña localidad ubicada en el centro de Córdoba y a pocos kilómetros de la capital provincial.

A los 51 años, aún añora la gloria deportiva. Se arrepiente de no haber seguido su carrera como boxeador y no haber intentado ser campeón mundial, algo que era un sueño.

“De todas las cosas que hice, me quedo con el boxeo. Lo demás se dio, pero siempre quise ser boxeador y sólo me faltó ser campeón mundial. Hice una muy buena diferencia económica pero la viví bien y la disfruté con mi familia. A mis cinco hijos les hice la casa completa, amueblada y todo. Tienen que laburar pero viven bien”, indicó.

El cordobés fue campeón argentino y sudamericano de los pesos pesados, y es recordado por su famosa pelea ante Vladimir Klitschko en la que le cuestionan “haberse tirado”.

“Cuando me fui para Alemania hubo una caravana de 50 cuadras; cuando volví, estaba ´la negra´ (su mujer) sola esperándome… Nunca pensé en mi vida perder como perdí. Muchos dicen que yo me tiré, que fui para cobrar la bolsa, pero me entra por una oreja y me sale por la otra”, aseguró.

Por último, habló de su relación con Marcelo Tinelli, el hombre que lo hizo ganar en popularidad después de que el cordobés se consagrara como ganador del concurso televisivo Bailando por un sueño 2010 y también del Cantando 2012.

“Para mí, estar con él fue como un laburo más, como tratar con un patrón. Nadie me dijo lo que tenía que decir, yo decía lo que pensaba en ese momento y gané el Bailando y el Cantando, nadie me compraba, yo hacía lo que sentía. Pero Tinelli se portó muy mal… El primer año fue hermoso, pero después se metió conmigo y los galgueros”, indicó.

En 2019, Moli fue denunciado por lesiones y amenazas por su expareja, Marta La Negra  Galiano. El boxeador negó las acusaciones, pero fue imputado por lesiones leves calificadas reiteradas y amenazas reiteradas y se le colocó una tobillera electrónica para que no se acercara a Galiano. Sin hacer referencia directa a este hecho, La Mole dijo: “No me arrepiento de nada en la vida: no maté, no violé, no robé; la única cosa que me arrepiento es de no haberme hecho una mansión. Hoy ni en pedo hago una casa, plata que agarro me voy con mi hijo a las carreras de bici, no hago más una casa”, cerró.

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Espectáculo