Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/258432

Estirá la espalda con estos 5 ejercicios

Si te sentís dura y te cuesta mover toda la parte de arriba del cuerpo, esta nota es para vos. Ejercitaciones sencillas para hacer en cualquier momento.

Si hay algo que nos dejó la pandemia es el hábito de pasar muchas horas sentados frente a las pantallas. El home office se impuso por necesidad y si bien tiene sus partes positivas, también las hay negativas. En muchos casos las casas no estaban preparadas para hacer frente a maratónicas sesiones de trabajo. Hubo que acostumbrarse a trabajar en espacios, tal vez más reducidos, sin escritorio y sillas acordes y eso trajo aparejado que aparecieran dolores de espalda, cuello y cervical.

Afortunadamente, existen ejercicios que podés hacer en tu hogar, en cualquier momento del día, muy fáciles de realizar, y que permiten estirar tu cuerpo para evitar la formación de las tan dolorosas contracturas.

1. Ponete de pie y separá las piernas para que queden alineadas con los hombros. Colocá las manos en las caderas. Adelantá uno de los pies dos pasos y doblá las rodillas hasta que se formen dos ángulos de 90 grados cada uno, de manera tal de que la pierna de atrás quede en paralelo al suelo. Alineá los hombros con las caderas. Apretá los glúteos y la panza y volvé a subir. Intercalá con la otra y volvé a ponerte de pie.

2. Acostate boca abajo. Apoyá los antebrazos en el suelo y extendé las piernas para que queden apoyadas con la punta de los pies. Levántate levemente. Tienen que quedar los codos alineados justo debajo de los hombros y las manos mirando hacia delante. El cuerpo debe formar una línea recta, prestando atención de no subir ni bajar las caderas. Mantené la posición durante algunos segundos y bajá.

3. Boca arriba, ubicá las manos a los costados y doblá las rodillas teniendo la precaución de que estén alineadas con el ancho de las caderas. Levantá una pierna, tomáte el muslo con ambas manos y llévalo suavemente hacia el pecho. Apretá los glúteos y los abdominales, y con el otro talón empujá hacia el suelo para elevar las caderas unos centímetros del suelo. El cuerpo tiene que formar una línea recta desde los hombros hasta las rodillas, bajá de forma lenta y repetí con el otro lado.

4. Acostada también boca arriba, colocá las manos a ambos lados. Doblá las rodillas y apoyá los pies para que queden alineados con el ancho de las caderas. Apretá los glúteos y con cuidado intentá levantar las caderas hasta que el cuerpo forme una línea recta desde los hombros hasta las rodillas. Quédate unos segundos en la posición y bajá lentamente.

5. Sobre una colchoneta, ponete en cuatro patas y arqueá la espalda al inhalar, llevando los hombros, la cabeza y la cola para atrás y al exhalar dibujá con tu espalda una esfera, de manera tal que intentes con el mentón tocar el pecho, y retraer la cola para el ombligo. Repetí 10 veces de forma pausada.

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Tendencias