Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/256725

Barcelona: Suárez apuntó a que su salida fue para debilitar a Messi

El delantero uruguayo se refirió a la partida del club luego de seis años y destacó que no le gritaría un gol, aunque si se da seguramente se ponga a "señalar a alguna parte".

Desde Uruguay y luego del triunfo por 2 a 1 ante Chile en el debut de Eliminatorias, Luis Suárez habló por ESPN y se refirió a los momentos turbulentos que vivió desde su salida de Barcelona, el famoso burofax de Lionel Messi y el motivo detrás de la decisión del club de prescindir de su contrato.

En la misma, Suárez fue muy crítico con la dirigencia e insinuó con que Josep María Bartomeu lo forzó a irse para debilitar la relación con Lionel Messi y al propio "10". "Una imagen vale más que mil palabras", lanzó el "Pistolero" cuando fue consultado sobre el tema y dejó un silencio que respondía la pregunta.

                                                                                                        

"Nuestra relación influía en el juego. Nos buscábamos constantemente, pero por el bien del equipo. Querían que juegue más con otros compañeros, no lo sé", agregó al final de cuentas. Por otro lado, se mostró más dolido que enojado por el destrato de la directiva para con él en este tiempo.

"Con todo el respeto que me gané en la cancha merecía que me llamen y buscar la mejor solución. Ellos filtraron cosas con la prensa y eso me molesto y le dolió a mi familia", destacó y aseguró que jamás le cerró la puerta a un centrodelantero cuando se habló tanto del recambio generacional en el puesto.

"Llevaba seis años en el Barcelona y nunca tuve un problema, lo contrario. Hace tres años que vengo diciendo que el Barcelona necesita un '9' joven para ir adaptándose. Nunca trajeron a alguien que me pudiera competir, siempre estuve a la altura de lo que necesitaba el club", destacó Suárez.

Sobre sus momentos finales en el club y antes de que sea oficial, Lucho contó: "Tenía momentos de mucha incertidumbre. Iba a entrenar porque soy un profesional, uno es consciente de que te mandan a trabajar solo para hacerte enojar. Volvía muy triste a mi casa. No me gustaba estar apartado del grupo".

La posibilidad de la salida de Lionel Messi fue una de las noticias deportivas más importantes del siglo y Suárez se refirió al tiempo que vivió su gran amigo. Obligado, practicamente, a seguir en Barcelona, el uruguayo defendió su postura y destacó que ahora en más no piensa en el pasado.

"Le dio cosas que el club jamás imaginó. No le tiene que dar el gusto de que lo vean cabizbajo. Tiene que ser feliz y seguir haciendo las cosas que hace adentro de la cancha", sentenció.

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Deportes