Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/254397

La conmovedora historia del perro que esperó tres meses en un hospital a su dueño muerto

Los médicos y enfermeros lo alimentaron durante todo ese tiempo. Ahora lo trasladaron a un refugio y busca una nueva familia.

La lealtad de un perro que esperó a su dueño durante tres meses en la entrada de un hospital en China enterneció al mundo. El hombre murió cinco días después de haber ingresado al centro de salud a causa del coronavirus, pero el animal no se movió de ahí. Finalmente lo trasladaron a un refugio: ahora busca una nueva familia.

El perro llegó en febrero al hospital Wuhan Taikang, ubicado en el centro de China. Acompañaba a su dueño, un anciano que se convirtió en una de las 3869 víctimas fatales por coronavirus que tuvo la provincia de Hubei.

Sin saber que el hombre no volvería, el animal esperó en la entrada del centro de salud durante más de tres meses, tiempo durante el que fue alimentado por el personal.

Wu Cuifen, una mujer que trabaja en un supermercado que está en el mismo edificio, le contó a la prensa local que, cuando se enteró de que el dueño del perro había muerto, intentó llevarlo lejos del hospital, pero no lo logró. Ella se encargó de cuidarlo de forma temporal y lo llamó Xiaobao, que significa, "pequeño tesoro".

"Todas las mañanas cuando abría, Xiao Bao estaba ahí esperándome. Me despedía al final de cada día", dijo la mujer.

El 20 de mayo, cuando el hospital se llenó de pacientes regulares, el personal recibió quejas porque Xiao Bao deambulaba por los pasillos. Por eso, las enfermeras decidieron contactarse con la Asociación Protectora de Pequeños Animales de Wuhan, que inmediatamente recogieron al perro.

Xiao Bao recibió atención de veterinarios y ahora espera que sus cuidadores le encuentren un nuevo hogar.

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Mundo