Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/250847

Paulo Londra y GTA San Andreas: la relación entre el juego y la música

El artista argentino más exitoso del momento nombró al juego de Rockstar en la alfombra roja de los Emmys. Enterate por qué la ciudad de Las Vegas le recordó a este clásico de PlayStation 2

Las Vegas es una ciudad icónica de los Estados Unidos. La tierra de los casinos, los shows, y la vida nocturna. La frase que todos conocemos es “lo que pasa en Las Vegas se queda en Las Vegas”, pero el cantante argentino Paulo Londra tuvo otra observación cuando lo entrevistaron en la alfombra roja de los Grammy Latinos: “es igual al GTA San Andreas”.

Es una frase muy de Paulo Londra, que sale del entusiasmo de estar en un lugar al que nunca se imaginó que iba a llegar cuando empezó a hacer música en su Córdoba natal. Y aunque otros piensen en Las Vegas y recuerden películas como “La Gran Estafa” o “¿Qué Pasó Ayer?”, tiene sentido que Paulo viaje a este juego de PlayStation 2, ya que tiene una influencia directa en el estilo musical que lo lanzó a la fama.

Grand Theft Auto: San Andreas salió en 2004, pero sus raíces están mucho más atrás. Es un juego de mundo abierto inmerso en la cultura afroamericana de principios de los '90, y ambientado en el mundo de las pandillas de la Costa Oeste de los Estados Unidos. “San Andreas” es una versión ficticia de California, pero en el juego visitamos varias ciudades, incluyendo la que Paulo recuerda: Las Venturas, que sería una variante de Las Vegas.

En Las Venturas está todo lo que relacionamos de inmediato con Las Vegas: la calle principal con los casinos, los carteles al estilo de los años ‘50, y hasta la mafia italiana. Los Latin Grammys se entregaron en el teatro MGM Grand Arena, a sólo una cuadra del famoso Caesar’s Palace - que en el juego está meticulosamente recreado como el Caligula’s Palace.

Pero lo que caracteriza a GTA: San Andreas es su banda sonora, una selección curada de más de 100 himnos del “gangsta rap” de los años ‘90. Durante las 80 o 100 horas que dura el juego, la radio de los autos hace sonar a nombres legendarios como Public Enemy, Snoop Dogg, NWA, Tupac Shakur… leyendas en su país de origen, que un chico cordobés como Paulo Londra jamás podría haber escuchado en la radio.

La lógica de la radio siempre va a ser la misma: pasamos la música que la gente quiere escuchar. Y sin embargo, cada vez que nace un movimiento artístico fuerte en Argentina, tenemos que trazar su origen a otra cultura, ya que “la música que la gente quería escuchar” siempre era otra. Era ecléctica, era audaz, era revolucionaria. Era el rap que hoy nos da a monstruos como Paulo, Wos, o Cazzu y que durante años estuvo exiliado de la radio y la televisión argentina, obsesionada con el pop latino y un rock-pop que seguramente parezca una triste reliquia de época dentro de 20 años.

Y que Paulo Londra tenga a GTA: San Andreas primero en su lista de referencias para hablar de una ciudad que han retratado mil veces el cine y la televisión también habla del impacto cultural que tiene el gaming hoy. No es un pasatiempo, no es una catarsis, sino una ventana al mundo tan válida como cualquiera que nos abre la cultura pop.

GTA: San Andreas no sólo es uno de los mejores videojuegos de todos los tiempos, sino que es una clase maestra sobre un aspecto de la cultura de Estados Unidos que es casi desconocido para los que no están interesados en el tema. En San Andreas no sólo escuchás la música, sino que entendés de dónde nace, de la desigualdad social, la brutalidad policial, las guerras inexplicables entre pandillas rivales, y la necesidad de hacerse un nombre en una ciudad (y un país) en el que no sos nadie si no sos famoso. Hay un lazo directo entre este juego y “8 Mile”, la película de Eminem que empujó a Paulo al camino del freestyle.

Y es que el rap y el gaming van de la mano. Dos expresiones culturales condenadas por generaciones que no las entienden ¿cuántos “expertos” tuvimos que escuchar descartando el rap porque “eso no es música, es hablar”? ¿cuántos periodistas de cuarta tuvimos que bancarnos diciendo que jugar Fortnite genera violencia?

Esta frase de Paulo es casi un chiste, pero marca una división entre los que entienden perfectamente de lo que habla y los que tuvieron que googlear “GTA”. Y mientras sigan mirando con asco el futuro, se van a seguir quedando afuera.

 

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Las más vistas de la semana

Más de Espectáculo

Contacto Urbano