Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/245371

Donald Trump habló frente al Congreso en el discurso del Estado de la Unión

El presidente de Estados Unidos , Donald Trump , brindó esta noche el segundo discurso del Estado de la Unión en lo que va de su mandato. La tradición indica que el líder norteamericano debe realizar un informe frente al Congreso sobre el estado del país. En esta oportunidad Trump se enfocó en pedir una política más bipartidista, que apruebe una ley de presupuesto y financiar finalmente la expansión del muro fronterizo con México , entre otros temas.

El presidente de Estados Unidos , Donald Trump , brindó esta noche el segundo discurso del Estado de la Unión en lo que va de su mandato. La tradición indica que el líder norteamericano debe realizar un informe frente al Congreso sobre el estado del país. En esta oportunidad Trump se enfocó en pedir una política más bipartidista, que apruebe una ley de presupuesto y financiar finalmente la expansión del muro fronterizo con México , entre otros temas.

Se refirió también a la crisis en Venezuela , sobre la que dijo: "Hace dos semanas Estados Unidos reconoció oficialmente el legítimo Gobierno de Venezuela y a su nuevo presidente interino, Juan Guaidó . Permanecemos con el pueblo venezolano en su noble búsqueda de libertad y condenamos a los brutalidad del régimen de Maduro, cuyas políticas socialistas han hecho que esa nación pase de ser una de las más ricas de Sudamérica a estar en un estado de pobreza extrema y desesperación".

Poco antes de eso había iniciado su discurso de manera muy moderada y señalando tópicos que unen al oficialismo y la oposición. "Les propongo trabajar con ustedes para conseguir grandes éxitos ", dijo el mandatario. La Casa Blanca difunde el discurso a través de una transmisión en vivo.

Después, agregó: "No debemos gobernar como dos partidos, sino como una nación". El mandatario se ganó los aplausos del público presente en la cámara baja cuando recordó los dos aniversarios que celebrará este año el país: 75 años del inicio de la ofensiva de los Aliados en la Segunda Guerra Mundial y 50 años del aterrizaje en la Luna. Y vinculó esos logros históricos con "el increíble progreso" que, aseguró, vive Estados Unidos hoy.

Asimismo celebró la creación de 4,3 millones de puestos de trabajo nuevos, afirmó que los sueldos están creciendo y, los niveles de desempleo, cayendo. "Existe un milagro económico en el país y lo único que lo puede frenar son guerras y políticas sin sentidos o investigaciones ridículas", expresó. De esa manera marcó el primer momento tenso de su discurso, al hacer referencia a la investigación que realiza el FBI sobre un presunto complot entre Rusia y la campaña electoral de Trump antes de las elecciones presidenciales de 2016.

Con la tensión en el aire, el mandatario se refirió al tema más caliente que divide las aguas en Washington: la inmigración. "El Congreso tiene 10 días para aprobar una ley que garantice la seguridad de la frontera Sur. Este es el momento para que el Congreso muestre al mundo que estamos comprometidos a terminar con las mafias del tráfico de personas", aseguró.

Oficialismo y oposición aceptaron reabrir el gobierno el mes pasado sin conceder los millones de dólares que Trump pide para financiar la expansión del muro fronterizo con México, pero aprobaron fondos por unas semanas, hasta el 15 de febrero.

Esta semana, la presidenta de la cámara baja, la demócrata Nancy Pelosi, advirtió que si no llegan a un principio de acuerdo para este viernes será difícil votar una ley de presupuesto antes del plazo de la semana que viene.

"Este es un tema moral", sentenció Trump, y presentó a varios familiares de personas asesinadas y presuntamente asesinadas por inmigrantes sin papeles y a miembros de las fuerzas de seguridad que patrullan la frontera Sur y persiguen a traficantes de personas. Tras relatar sus historias personales, volvió a pedir al Congreso que apruebe los fondos necesarios para expandir el muro fronterizo con México.

"En el pasado muchas de las personas en esta sala votaron por un muro, pero ese muro no fue construido de la manera correcta. Yo construiré el muro", sentenció el mandatario.

En medio de uno de los momentos más tensos de su discurso, volvió a tocar un tema que unificó a todo el público: el empoderamiento de las mujeres. "Para defender la dignidad de cada persona, le pido al Congreso que apruebe una ley para prohibir la aborto tardío de niños que pueden sentir dolor en el útero de la madre", dijo después.

En otro orden de cosas informó que se reunirá con el máximo líder de Corea del Norte, Kim Jong un, el próximo 27 de febrero en Vietnam.

A la polarización que quedó expuesta con el shutdown (los 35 días de cierre parcial del gobierno federal este fin de año), se sumó un cruce muy explícito y público entre Trump y el líder de la minoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer. En un discurso ante la cámara alta el líder opositor cuestionó el llamado a la unidad nacional que Trump daría más tarde. "Parece que cada año, en la mañana del Estado de la Unión, el presidente se levanta y descubre el deseo por la unidad. Luego pasa los otros 364 días del año dividiéndonos y sembrando el estado de la desunión", señaló Schumer.

Inmediatamente, Trump le contestó por Twitter y lo acusó de estar "molesto por no haber ganado el Senado" en las elecciones de octubre pasado, cuando los republicanos ampliaron su mayoría allí y perdieron la que tenían en la cámara baja.

Más tarde, cuatro congresistas demócratas, John Lewis, Earl Blumenauer, Steven Cohen y Hank Johnson, anunciaron que, como símbolo de boicot, no participarían del discurso.

Con información de la Agencia Télam

¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Mundo

Contacto Urbano