Para ver esta nota en internet ingrese a: https://www.24siete.info/a/244502

El secreto para mantener tus propósitos de año nuevo

Empieza hoy mismo.

“Nuevo año, nuevo tú”. Sí, es esa época del año otra vez en la que planeas cuáles serán tus propósitos y tus resoluciones para ser mejor persona para el año siguiente y todas ellas son demasiado perfectas para poder cumplirlas.

¿Por qué todos nosotros fallamos para cumplir las resoluciones que nosotros mismos nos propusimos? ¿Por qué apenas pasa el mes de enero y ya lo botamos todo? Puede ser que tengamos expectativas muy altas, o que nos propongamos cosas que simplemente no podemos lograr.

Un gran problema que surge por los propósitos y las resoluciones de año nuevo es justamente que se hacen en año nuevo. Muchas personas quieren tener una razón externa o una excusa para reinventarse, y es que es muy difícil cambiar. Entonces se vuelve muy tentador tomar el año nuevo para “enfocarnos” en hacer un cambio positivo que nos beneficie.

Es tanta nuestra obsesión con las resoluciones que procrastinamos. Utilizamos la excusa que viene un nuevo año para darnos un empujón hacia el cambio, y esto revela que no estamos poniéndole todas las ganas para hacer el trabajo de realmente cambiar. Es muy común que una vez que se rompe una resolución, uno se descuida y no vuelve a ella. Es más, sucede a menudo que el hábito que se intentaba eliminar se retoma, pero con una venganza renovada (suena ridículo, pero es verdad.) La mejor manera para solucionar este problema es establecer metas pequeñas, dejar de posponer y simplemente hacerlo.

No esperes a que lleguen los fuegos artificiales. Aquí te dejamos unos tipspara que puedas volverte una mejor persona sin tener que hacer cambios extremos.

Tip #1: Solo haz resoluciones si realmente estás dispuesto a cambiar.

Tip #2: Mantén tu nueva promesa para ti, y solo para ti, durante un mes entero sin excepción.

Tip #3: Sé paciente.

Tip #4: Elige no fallarte a ti mismo.

Empezar un cambio siempre es difícil. Así que el último consejo es simple y sencillo: hazlo tú mismo y demuéstrate que si puedes.



¿Te gustó esta nota? 
 

Lo que tenés que saber

Más de Tendencias

Contacto Urbano